La promesa de la tecnología reguladora

El futuro de la banca es algorítmico. Reunir grandes datos y analizarlos de forma predictiva ya está permitiendo a los proveedores de servicios financieros tomar mejores decisiones en tiempo real sobre préstamos y otros productos, con una experiencia de usuario más flexible y centrada en el cliente.

Pero si la banca puede ser algorítmica, ¿qué pasa con la regulación financiera y la supervisión?

Las autoridades financieras se encaminan a funcionar completamente digital, pero llegar ahí es una constante prueba y error. En muchos países los reguladores hoy en día utilizan máquinas de fax con mucha más frecuencia que un sistema basado en la nube, sin embargo el futuro del sector financiero depende de la modernización de estas autoridades reguladoras.

Las consecuencias de la crisis financiera del 2008 han llevado a los reguladores, especialmente en las economías desarrollas a pedir más datos a los proveedores y a un mayor escrutinio de los solicitantes.

Al mismo tiempo, el rápido crecimiento de las Fintech ha presionado a los reguladores para que consideren nuevas herramientas para regular más rápidamente las nuevas soluciones de servicios financieros.

La naciente tecnología reguladora o sector “regtech” ya tiene como objetivo ayudar a las empresas financieras. La digitalización de los procesos de reporte de papel solo podría ahorrar miles de millones en costos de cumplimiento.

El costo global para el sector de servicios financieros de cumplimiento con las autoridades reguladoras se estima en $ 100 mil millones por año – un número que ha aumentado drásticamente desde la crisis financiera de 2008. Para muchas empresas financieras, el cumplimiento es del 20 por ciento de su presupuesto operacional.

Algunas de esas mismas tecnologías también pueden ayudar a los reguladores. De hecho las  “regtech” son algo más que simplemente racionalizar el cumplimiento de las empresas financieras.

Esa es la fructífera y lucrativa fruta baja. El verdadero potencial de regtech es el cambio de sistemas: una re-arquitectura completa de cómo funciona la regulación.

Etiquetado con: , , ,
Publicado en: Noticias

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*